18/11/2022
 5 minutos

¿Siguen estando de moda los relojes de vestir?

De René Herold
Patek Philippe CalatravaDress-Watches-als-Trend-2-1

Es difícil imaginar el mundo de los relojes sin los relojes de vestir. Aunque en la percepción pública suelen quedar un poco eclipsados por los omnipresentes relojes deportivos y herramienta, todo coleccionista de relojes que se precie tiene, sin embargo, al menos un ejemplar en su colección. En el pasado reciente, el interés por los relojes de vestir parece incluso haber repuntado notablemente. Así que echemos un vistazo a lo que supone la tendencia de los relojes de vestir. 

¿Qué es un reloj de vestir? 

Antes de nada, debemos aclarar qué es realmente un reloj de vestir. En pocas palabras, un reloj de vestir es un reloj elegante y sin muchas florituras que tradicionalmente se lleva con un traje o ropa formal. Por esta relación con un estilo más cuidado, solemos hablar de «relojes de vestir». 

Los siguientes rasgos son característicos de un reloj de vestir: este tipo de reloj debe irradiar sobriedad. No debe presentar complicaciones ni esqueletizaciones elaboradas. Por regla general, un reloj de vestir solo muestra la hora, normalmente con tres agujas, en las que el segundero puede estar dispuesto en el centro o fuera del centro en una subesfera. También son comunes los relojes con solo dos agujas, a menudo denominados «relojes de esmoquin». Los modelos con indicación de la fecha, en cambio, se denominan «relojes de negocios», ya que esta función es útil en la vida cotidiana de los negocios.  

Las esferas tienen un diseño tradicionalmente muy sobrio, siendo los colores clásicos el blanco, el negro o el azul marino. Sin embargo, en los últimos años, la paleta de colores ha crecido de forma constante. Los tonos verdes y marrones, en particular, están de moda últimamente. Además de las esferas lacadas, a menudo se encuentran versiones con un discreto acabado de sol. En cambio, la ornamentación elaborada, como el guilloche, es poco frecuente. 

The quintessential dress watch – the Patek Philippe Calatrava
El epítome del reloj de vestir: el Patek Philippe Calatrava.

Los relojes de vestir son especialmente planos para que puedan deslizarse fácilmente bajo el puño de la camisa. El diámetro de la caja también suele ser mucho menor que el de un reloj deportivo o herramienta. Normalmente, las dimensiones de un reloj de vestir oscilan entre los 34 mm y los 40 mm, aunque hay excepciones que confirman la regla, por supuesto.  

La elección de los materiales para la mayoría de los relojes de vestir es más bien conservadora. Los metales preciosos como el oro o el platino son habituales, pero el acero inoxidable también está muy extendido. Las superficies suelen estar elaboradamente pulidas para crear un brillo lo más noble posible. Los brazaletes de piel de caimán o de becerro de alta calidad subrayan el aspecto clásico. Si quiere algo más deportivo, las pulseras de eslabones de oro o acero inoxidable también son apropiadas.  

Sin embargo, debido a su construcción, los relojes de vestir son menos robustos que los herramienta. La humedad, en particular, puede ser peligrosa para los relojes, ya que normalmente solo son resistentes a las salpicaduras. Pero también debe evitar los golpes e impactos para no poner en peligro la delicada mecánica. 

Relojes de vestir: ¿moda o algo imperecedero? 

Las modas van y vienen. Lo que hoy es tendencia puede quedar enterrado y olvidado mañana. Por supuesto, los relojes de vestir también están sujetos a los dictados del momento, pero a diferencia de, por ejemplo, los relojes de gran tamaño que estaban tan de moda en los años 90 y principios de los 2000, los relojes de vestir nunca estuvieron en peligro de extinguirse realmente. Desde que Louis Cartier inventó en cierto modo el género de los relojes de vestir hace más de 100 años con el Cartier Tank, han sido una de las piedras angulares del mundo de la relojería. 

Un clásico de los relojes de vestir desde 1917: el Tank de Cartier.

Por supuesto, siempre existen diferentes estilos de moda. Pero esto solo afecta a cosas como la forma de la caja, el color de las esferas o si se llevan los índices romanos, arábigos o solo de bastón. Esto no cambia nada del estilo básico de un reloj de vestir: elegancia distinguida y diseño sobrio. En este sentido, los relojes de vestir son más bien una especie de reloj imperecedero, un tipo de reloj omnipresente y querido por millones de amantes de la relojería. 

Pero, ¿por qué entonces escuchamos constantemente últimamente que los relojes de vestir están tan de moda ahora? Aquí es donde entra de nuevo en juego el gusto del momento. Mientras que los tradicionalistas siguen opinando que los relojes de vestir solo deben llevarse con traje y corbata, los aficionados a los relojes más jóvenes, en particular, ven poca utilidad en estas convenciones. Si le gusta un reloj, lo lleva. En caso de duda, llévelo hasta con una camiseta y unas chanclas. De este modo, los relojes de vestir se hacen más visibles y están claramente más en la conciencia de la gente.

Otro factor es el hecho de que los relojes de oro están de moda en estos momentos. Como vimos al principio, el oro se utiliza mucho como material de la caja de los relojes de vestir. Por ello, es lógico que estos relojes se vean a menudo en las muñecas de los usuarios preocupados por la moda. 

Two hands, flawless finish, and a flat case – the classic sports watch AP Royal Oak also passes as a dress watch
Dos agujas, una cuidada elaboración y una caja plana: el clásico reloj deportivo AP Royal Oak funciona fácilmente como un reloj de vestir.

Por último, pero no menos importante, hay que mencionar que las fronteras entre el reloj de vestir y el deportivo son fluidas. El Royal Oak de Audemars Piguet y el Patek Philippe Nautilus, por ejemplo, iniciaron en su día su meteórico ascenso como relojes deportivos de lujo. Hoy en día, ambos relojes pasan fácilmente por relojes de vestir. O piense en el Rolex Day-Date y su hermano pequeño, el Datejust. A pesar de su aspecto más bien deportivo, ambos relojes se encuentran sin duda en la primera fila de los relojes de vestir. 

Resumen

Los relojes de vestir no son una moda en el verdadero sentido de la palabra. Son los eternos favoritos del mundo de la relojería. Siempre han estado ahí y no desaparecerán así como así. Sin embargo, en los últimos años, los relojes de vestir se han hecho más visibles porque la generación más joven de usuarios de relojes tiene una actitud mucho más relajada respecto a cuándo se puede llevar qué reloj. Y eso es, en realidad, algo muy bueno. 


Sobre el autor

René Herold

Me llamo René Herold y descubrí Chrono24 a través de un anuncio de empleo. Debo admitir, que antes de trabajar para Chrono24, los relojes no eran una parte importante …

Ir al autor

Últimos artículos

Omega-Semaster-Rolex-Yacht-Master-2-1
26/01/2023
Lifestyle
 6 minutos

Relojes de oro que son tendencia: ¿Qué aleaciones de oro existen?

De Barbara Korp
This-watch-is-cheaper-and-better-than-a-MoonSwatch-Magazin-2-1
25/01/2023
Lifestyle
 2 minutos

Este reloj es mejor y más barato que un MoonSwatch

De Thomas Hendricks
Rolex-Datejust-2-1
24/01/2023
Lifestyle
 4 minutos

Cómo hacer amistades con un reloj

De Chrono24

Destacados

Patek-Philippe-Nautilus-2-1
Audemars Piguet
 7 minutos

5 relojes en los que invertir en 2022

De Jorg Weppelink
5-Rolex-Invest-2-1
Rolex
 6 minutos

Las 5 mejores inversiones potenciales de Rolex en 2022

De Jorg Weppelink
ETA-Republish-Magazin-2-1
Relojes y técnica
 7 minutos

Movimientos ETA: ¿tecnología precisa y fiable o producción en masa sin personalidad?

De Robert-Jan Broer
Patek-Philippe-Nautilus-2-1
Audemars Piguet
 7 minutos

5 relojes en los que invertir en 2022

De Jorg Weppelink