2.980 relojes para "

Oris

"
1 - 30 de 2.980 resultados
Vista
Ordenar por

En Chrono24 encontrará en total 2.363 relojes nuevos Oris y 266 relojes Oris de segunda mano.

Oris: los relojes mecánicos con una sofisticada tecnología

Oris es una marca que apuesta por la relojería de alta gama con inconfundibles relojes deportivos que presumen de una gran pericia técnica. Su característico rotor rojo es la seña de identidad que deslumbra al público con su vocación artesanal.

La marca relojera Oris apuesta exclusivamente por relojes mecánicos de alta gama que ofrecen funciones eficientes a precios verdaderamente competitivos en el sector del lujo. La clave del éxito de esta compañía suiza con sede en la pequeña población de Hölstein, cerca de Basilea, se basa en cuatro colecciones que engloban los pilares más importantes de la casa: la colección Cultura, Submarinismo, Aviación, y Deporte de Motor. En ellas, la marca deslumbra al público con modelos como el Big Crown ProPilot Altimeter, un reloj de aviador con altímetro mecánico que mide la presión atmosférica y consigue proteger su interior de la humedad. Otra obra maestra de esta firma es el reloj diver Aquis Depth Gauge de la serie Aquis . Dispone de un profundímetro, cuyo funcionamiento se basa en un principio físico simple: la ley de Boyle-Mariotte que relaciona el volumen y la presión de un gas cuando la temperatura es constante. De esta manera, el volumen del aire se reduce a la mitad cuando la presión se duplica. Oris ofrece en este reloj de buceo, una apertura en la caja posicionada a las doce que acopla un canal alrededor de la esfera. Esto permite la entrada del agua que indica la profundidad a través de una escala. También cabe destacar que la casa suiza muestra su lado más deportivo con la colección dedicada a los deportes de motor. En ella presenta principalmente relojes con función de cronógrafo y una escala taquimétrica para medir la velocidad con precisión y cronometrar los tiempos por vuelta en los circuitos de carreras.
Los modelos de la colección Cultura se distinguen por lucir un estilo clásico. En esta línea encontramos, entre otros, la serie Artelier en la que Oris adquiere calibres básicos de las casas ETA y Sellita para mejorarlos desarrollando nuevos módulos. De esta manera, la firma suiza añade complicaciones a sus relojes tales como la indicación de las fases lunares, los meses y los días de la semana. Además, todos los relojes automáticos de la casa se caracterizan por alojar un rotor rojo con la leyenda "High-Mech", el símbolo de los movimientos de Oris. La mayoría de estos relojes, a excepción de los relojes de buceo, cuyo fondo está atornillado, están equipados con un fondo de cristal de zafiro que permite admirar el rotor. En el año 2014, Oris presentó el calibre de cuerda manual 110, el primer movimiento desarrollado íntegramente por la casa desde 1981, y que ofrece una asombrosa autonomía de diez días.

Los calibres de manufactura Oris 110 y 111

Con motivo de su 110 aniversario, Oris presentó el calibre 110 de propia elaboración alojado en los relojes de la edición limitada 110 Years Limited Edition. Este mecanismo de cuerda manual ofrece una extraordinaria reserva de marcha de diez días a través de un sistema que emplea un único barrilete. Asimismo, Oris dota a estos relojes con una visualización de la autonomía de forma no lineal posicionada a las tres horas. En él, indica los días divididos en segmentos van disminuyendo en tamaño conforme al consumo de energía a lo largo de los días. Oris ha sido la primera casa en combinar una visualización clara —y no líneal— con una amplia reserva de marcha, dos funciones innovadoras patentadas por esta casa que nunca antes se habían plasmado de manera conjunta en un reloj. La manufactura demuestra su ambición y su pericia técnica con el desarrollo de este mecanismo que tardó diez años en ver la luz.
El movimiento aloja un total de 177 componentes, cuenta con 40 joyas, y oscila a una frecuencia de 3 Hz (21 600 alternancias por hora). También dispone de un mecanismo de parada en el pequeño segundero posicionado a las nueve, y de un cronometrador de precisión. La belleza de este calibre se puede admirar a través de un fondo de cristal de zafiro en el que el barrilete no pasa desapercibido. En él se aloja el muelle principal que mide 1,8 m longitud, el responsable de proporcionar los diez días de reserva de marcha. Uno de los detalles más singulares es el tornillo en forma de estrella situado sobre el barrilete muy similar al emblema del fabricante alemán de coches, Mercedes Benz. En la parte inferior del calibre se aprecia el volante, el corazón del reloj, cuyo dispositivo para el ajuste de precisión es similar a la forma de un rastrillo. Por otro lado, el calibre 111 amplía las funciones del 110 con una práctica indicación de la fecha posicionada a las nueve y un corrector que permite ajustar el calendario de manera sencilla y rápida. Oris alberga este calibre exclusivamente en los relojes fabricados en acero inoxidable o en oro rosa de 18 quilates.

Los modelos más destacados de Oris

Las colecciones Cultura, Submarinismo, Aviación y Deporte Motor son conocidas a nivel mundial. Sin embargo, las series más clásicas de la colección Cultura, es decir, la línea Artelier, Classic, Artix y Rectangular, son prestigiosas entre el público asiático. Sobre todo los modelos cuyos nombres homenajean a las músicos más célebres del mundo del Jazz, como por ejemplo el icónico modelo Thelonious Monk Limited Edition , uno de los más apreciados por los aficionados.
En Europa, el reloj más apreciado del catalogo de Oris es el Aquis. Un diver de tres agujas especialmente robusto que marca tendencia entre los más deportivos y urbanitas. Es decir, entre los hombres de 15 a 40 años que buscan relojes de carácter imponente y funcional con una imagen atractiva y moderna. Sin embargo, a finales de la década de los noventa, Oris empezó a dirigirse a los jóvenes apasionados por el deporte que ponen especial atención a la calidad de la piezas que se ciñe a su muñeca. Embajadores como el venezolano Carlos Coste encajan perfectamente en la imagen deportiva de la firma relojera. El joven venezolano campeón mundial de buceo en apnea es uno de los mejores submarinistas de buceo libre que ha logrado batir un récord Guinness. Este tipo de deporte extremo es una de las modalidades más antiguas de buceo que pone a prueba el cuerpo humano. Por lo tanto, los divers de Oris son los compañeros perfectos de estos deportistas profesionales asegurando la hermeticidad de las piezas a 300 o 500 m bajo el agua. No obstante, la manufactura suiza avanza un paso más en el ámbito del submarinismo con los modelos de la colección ProDiver, cuya estanqueidad es capaz de soportar hasta 100 bares (1000 m) de profundidad.
Oris también se ha comprometido con los deportes de motor y presenta una colección dedicada a la alta velocidad. Los relojes de la serie Williams son el resultado de una estrecha colaboración entre la escudería Williams de la Formula 1 y la casa relojera. Inspirados en las carreras, los relojes y cronógrafos de las series Audi Sport y Calobra, ofrecen escalas taquimétricas que permiten calcular la velocidad de los coches. Sus correas de piel con perforaciones son una seña de identidad inconfundible en este tipo de relojes diseñados para sentir la pasión de la velocidad. Su estética se asemeja a los emblemáticos cronógrafos Carrera de la manufactura suiza TAG Heuer.
Los modelos Big Crown de la colección Aviador se distinguen por lucir los elementos más característicos de la casa. Asimismo, destacan por incluir prestaciones de alta funcionalidad tales como una función GMT, altímetro o función de cronógrafo.

La exitosa historia de Oris

En el año 1904, Paul Cattin y Georges Christian fundaron la fábrica de relojes Oris en la pintoresca localidad de Hölstein. Cattin y Christian adquirieron la infraestructura de la empresa Lohner & Co. que había cerrado hacía poco tiempo, y bautizaron a la nueva compañía con el nombre del pequeño arroyo (Oris) que fluye cerca de la población. En 1911 Oris contaba con más de 300 empleados y se había convertido en una de las principales empresas con gran capacidad para generar empleo en la zona. Con los años, la compañía continuó expandiéndose hasta sumar con más de 800 trabajadores y otras filiales. En la década de los sesenta llegó a convertirse en una de las diez firmas relojeras con mayor éxito en Suiza.
Después de la Segunda Guerra Mundial, la empresa tuvo que enfrentarse a una nueva dificultad. En el año 1934 Suiza introdujo una nueva legislación confederada para proteger la industria relojera suiza que reguló de manera estricta el desarrollo de innovaciones en el sector. Por este motivo, Oris no recibió la autorización hasta 1966 para fabricar sus escapes de áncora. Sin embargo, la firma aprovechó el veto para optimizar el escape de pasadores, y entre 1945 y 1953 recibió más de 240 certificaciones de calidad con clasificación de distinción de la «Bureaux Officiels de Contrôle de la Marche de Montres» u oficinas de control de marcha de relojes. En 1966 se derogó la ley suiza de relojes a petición e insistencia del que sería el nuevo propietario de la compañía, el Dr. Rolf Portmann. Actualmente, los relojes con alarma fabricados en el año 1942 son los más apreciados por su robustez.
En 1970 la compañía se unió al Grupo ASUAGA y a la Asociación Suiza de relojeros SSIH (Société Suisse pour l’Industrie Horlogère SA) que más tarde pasó a llamarse Grupo Swatch. La crisis del cuarzo afectó devastadoramente a la empresa Oris conduciéndola casi a la quiebra. Por este motivo, en el año 1982, el Dr. Portmann y Ulrich W. tomaron el control de la firma a través de un Management Buy Out (MBO), en el que se transfirió la propiedad a los directivos de la empresa que pasaron a ser los propietarios de la misma. Desde entonces, Oris se caracteriza por ser una de las pocas compañías independientes del sector.

Oris: relojes de alta gama a un precio excepcional

La manufactura Oris se distingue por ofrecer relojes deportivos y funcionales que emanan un carácter masculino y robusto. Asimismo, presenta una amplia selección de cronógrafos, relojes tipo diver y relojes de aviador tanto para aplicaciones profesionales como para el uso diario. Oris también incluye relojes sofisticados con una estética clásica y atemporal. El rotor rojo alojado en estos modelos simboliza la pasión de la casa por la tradición relojera. Con su eslogan "Relojes auténticos para gente auténtica" Oris, se mantiene fiel a la filosofía de la marca: ofrecer relojes con un valor añadido real, a precios razonables.

Principales modelos de Oris
Aquis | Artelier | Big Crown ProPilot | Big Crown | Williams F1 | Artix | ProDiver | BC4 | BC3 | TT1